Sociales, Ushuaia

Ushuaia: Por falta de trabajo, comenzaron a cortar pelo en la calle

Un peluquero trabaja al aire libre con la ayuda de su novia, una forma de rebuscársela en tiempos de coronavirus.

Por Silvana Minue.- Jesus Panichini y Rocio Valle es una joven pareja de Ushuaia que se animaron a cortar el pelo al aire libre motivados por el desempleo que arrojo el COVID-19.

Este finde de semana, los jóvenes se ubicaron en el Paseo de la Rosas y montaron una peluquería para hacerse de algunos pesos. Cabe agregar que resguardaron las medidas de seguridad sanitaria como el uso del barbijo, la desinfección de los objetos y herramientas y el barrido constante del cabello.

Jesús corta el pelo utilizando sus herramientas: una máquina inalámbrica, tijeras, una navaja, un saca pelusa, un rociador, una capa y varios peines. Mientras Rocío, asesora en temas de estética en cada peinado, barre, organiza la clientela que va llegando curiosa de la movida. Cada corte tiene el costo que cada uno o una puede pagar; de pasó le sirve al joven como practica para perfeccionar el oficio.

Una forma de salir adelante y no aflojar tras la crisis causada por la pandemia. “A él se le ocurrió hacer esto un jueves, cortar el pelo gratis para hacerse conocido o con colaboración que cada persona pueda aportar porque hay gente que debe cortarse el pelo y no llega económicamente”, indicó Rocío.

Primero postearon el emprendimiento en cuanta red social pudieron para comunicar el emprendimiento. Luego el sábado, pusieron manos a la obra, ubicaron la silla móvil, una mesa y con mucha música comenzaron a cortar, pero los agarró la lluvia. “Vino mucha gente, el clima no nos acompañó, aunque más tarde decidimos volver y seguimos cortando”, expresó y agregó que este domingo volvieron a la carga. “Pensamos hacerlo más seguido porque es lindo cortaKr al aire libre además a Jesús le gusta hacerlo”, expresó.

Antes de la pandemia, Jesús o THE KECHU BARBER como pueden ubicarlo en el facebook hizo un curso de peluquería y barbería. Y también trabajó en varios rubros como chef de cocina, o gastronomía. “Ninguno de los dos tenemos trabajo actualmente, alquilamos una casa chiquita, y con la plata que le quedó del último laburo decidió invertir en la maquina inalámbrica, se anotó en un curso y puso la mini peluquería en nuestro hogar”, relató la mujer.

Así los dos, juntos a la par, se la rebuscan en tiempos de COVID-19. “Nos la rebuscamos”, contó Roció finalmente.

Para pedir un turno de peluquería por facebook KEE CHU o whastapp 2901-602647

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *