Niños sin vacantes: Abren nueva instancia para inscripciones en nivel inicial y primario en Tierra del Fuego

El Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología anunció que se abre nueva instancia de inscripciones para nivel inicial y primario 2021 para los niños y niñas que quedaron sin vacante. La misma será de manera virtual, completando un formulario que se encontrará disponible a partir del próximo miércoles 25 de noviembre a través del siguiente link https://inscripciones.tierradelfuego.edu.ar/ 

El formulario de inscripción estará habilitado desde el miércoles 25 de noviembre a las 9 horas, hasta el lunes 30 de noviembre hasta las 18 horas.

Una vez concretada la inscripción a través del formulario, la institución educativa se pondrá en contacto con la familia.

Desde la cartera educativa,  se habilitó una guía de preguntas frecuentes, las cuales se pueden ver a través del link https://bit.ly/3dMatKT de la página de “Aprendo en Casa”.

Asimismo, ha dispuesto un correo electrónico para consultas:
mesadeentradameccyt@tdf.edu.ar o también por mensaje privado a las redes sociales del Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología.

Para conocer las instituciones educativas de nivel inicial y primario de la provincia por ciudad, pueden acceder a la página web del Ministerio de Educación https://educacion.tierradelfuego.gob.ar/ y dirigirse a la solapa “Establecimientos”

PODRÁN ESTUDIAR EN LA UNIVERSIDAD LOS MAYORES DE 25 SIN SECUNDARIO COMPLETO

La Universidad Nacional de Tierra del Fuego Antártida e Islas del Atlántico Sur (UNTDF) recuerda que las personas mayores de 25 años que no acrediten la aprobación del nivel medio (secundario, polimodal o equivalente) podrán acceder a la Universidad pública rindiendo un examen con contenidos generales de Lengua y de Matemática. La fecha de inscripción es del 2 al 30 de noviembre de 2020.

Una vez aprobada la evaluación, los estudiantes ingresantes podrán comenzar a cursar las materias correspondientes a la carrera que eligieron a partir del 2021. “Aquellas personas que quieran sumarse a la UNTDF y que tengan más de 25 años y no hayan terminado el secundario, no sientan temor porque van a encontrar una universidad que los va a acompañar» expresó Patricia Vara, secretaria Académica de la UNTDF.

“El covid 19 y sus consecuencias sociales, económicas y laborales han representado un desafío enorme para la educación. Sin embargo, logramos reducir las brechas tecnológicas que existían entre nuestros estudiantes y docentes. Vamos a seguir trabajando para acompañar a los estudiantes ofreciendo espacios de consultas, tutorías, seminarios, y todo lo que sea necesario para guiarlos y apoyarlos en este camino. La solidaridad, la inclusión y la contención fueron valores que tuvieron cada una de las políticas que implementamos» destacó la Secretaria Académica.

Los interesados en inscribirse deberán presentar la siguiente documentación: Formulario de preinscripción (preinscripcion.untdf.edu.ar), DNI y Constancia de finalización del primario y/o analítico incompleto del secundario. Todo debe ser enviado de forma digital (escaneada o fotografiada) a la casilla de correo electrónico: ingresantes-mayores25@untdf.edu.ar. Además, deberán completar un formulario que se encuentra en la página: www.untdf.edu.ar/mesumo

Propuesta Académica

Dentro su propuesta académica, la UNTDF incluye las siguientes licenciaturas que se dictan en la sede Ushuaia: Biología, Geología, Ciencias Ambientales; Ciencia Política, Sociología, Medios Audiovisuales; Ingeniería Industrial, Sistemas, Turismo, Contador Público, Economía y Gestión Empresarial. Otras ofertas de formación de tres años son las siguientes: Técnico en Turismo, Analista de Sistemas, Técnico contable. Por otra parte, la Sede UNTDF Río Grande ofrece el dictado de Gestión Empresarial, Contador Público, Economía, Sociología, Ciencia Política, Medios Audiovisuales y Técnico Contable.

Trotta: “El regreso a clases el 17 febrero será fruto de una política de consenso”

El ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, dijo esta mañana que “el regreso presencial (a clases) el 17 de febrero es la expectativa que tiene el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires”, pero señaló que la definición del calendario 2021 será analizada este miércoles en una reunión del Consejo Federal de Educación “para intentar lograr una política de consenso”.

El ministro señaló que “el verano tiene que ser de un enorme compromiso de todo el sistema educativo para recuperar aprendizajes, acompañando principalmente a los chicos que tienen menor vinculación con la escuela y , por el otro lado, también tiene que ser un momento de retiro y descanso para los docentes y las familias”.

La propuesta del Gobierno de la Ciudad es que las clases regresen el 17 de febrero, “anticipadamente y en forma presencial, con todos los chicos, todos los días de clase”, confirmó hoy la ministra de Educación del distrito, Soledad Acuña.

“Estamos trabajando en ese escenario, en condiciones de presencialidad”, expresó hoy en declaraciones a radio La Red y señaló que “en la mayoría de los países las clases continuaron” durante la pandemia y en otros “volvieron luego del receso de verano”, y aun en los casos de rebrotes, “se mantuvo la presencialidad en las aulas”.

“Tenemos la voluntad de que el año que viene sea el año de recuperación de la normalidad que perdimos, pero no es una cuestión de deseo; es una cuestión de responsabilidad y análisis de la realidad epidemiológica”

En tanto, Trotta, en declaraciones a El Destape Radio, reafirmó que la fecha de inicio del próximo ciclo lectivo será un “tema a discutir” en el Consejo Federal, “que es el ámbito donde corresponde para intentar lograr, como venimos llevando adelante, una política de consenso”.

“Tenemos la voluntad de que el año que viene sea el año de recuperación de la normalidad que perdimos, pero no es una cuestión de deseo; es una cuestión de responsabilidad y análisis de la realidad epidemiológica”, subrayó Trotta en las declaraciones periodísticas que formuló esta mañana.

El ministro nacional también se refirió a los seis casos de coronavirus registrados en escuelas de la Ciudad y dijo que “ahí tienen que aplicar los protocolos aprobados en julio” y, en ese sentido planteó que “se puede tener un regreso seguro, si se aplican los protocolos, lo que no quiere decir sin riesgo, porque riesgo siempre hay en el marco de una pandemia”.

La Ministra de Educación confirmó que no volverán clases presenciales

La Ministra de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología de la provincia, Analía Cubino, confirmó este jueves que las clases presenciales en las tres ciudades no volverán, ya que Tierra del Fuego se encuentra en la fas de transmisión comunitaria del coronavirus.

La funcionaria dijo se continúa trabajando junto al Ministerio de Educación de la Nación y las demás provincias que componen la Región Patagónica sobre diferentes ejes a tratar para el regreso a clases presenciales. Allí se indicó que en la actualidad Tierra del Fuego se encuentra con una transmisión local comunitaria del coronavirus y que desde Nación se han basado en una serie de indicadores a la hora de analizar las diferentes situaciones en las distintas jurisdicciones del país.

“Es una guía para el análisis de la situaciones en todas las provincias y ciudades, porque hay provincias donde quizás una ciudad pueda regresar presencialmente a algunas actividades y otras no”, aclaró.

Cubino explicó además que estos indicadores tienen que ver con el nivel de transmisión que hay entre casos nuevos en las últimas dos semanas y las dos semanas anteriores, el porcentaje de ocupación de camas y de unidades de cuidados intensivos. 

“Esas son las tres variables que describen un rango de medio, bajo y alto. Nosotros todavía estamos en un riesgo medio-alto” aseguró la Ministra y mencionó que “eso no nos permitiría hoy retornar en ninguna de las tres ciudades y tampoco en las escuelas rurales, porque al igual que Tolhuin, implica el traslado de docentes y no podemos exponer a esas otras comunidades que hoy no tienen casos”.

“En Tierra del Fuego hasta que no se modifique esta situación no será posible y solo hay seis provincias que han regresado con muy pocos estudiantes”, expresó la funcionaria.

El Consejo Federal de Educación definirá este jueves la posible vuelta a actividades educativas

El Consejo Federal de Educación, que integran los 24 ministros de todo el país, definirá este jueves si autoriza o no la vuelta a las actividades educativas no escolares para alumnos que concluyan el nivel primario o secundario o los que no hayan tenido contacto con la escuela durante los meses de suspensión de clases presenciales por la pandemia de coronavirus.

En este universo de alumnos se incluye sólo a los que habitan las grandes urbes con más de 500.000 habitantes.

En la reunión los ministros debatirán acerca de los nuevas guías epidemiológicas y su adecuación en cada provincia y que, con un alcance alto, moderado o bajo, les permitirá abrir las escuelas específicamente para un grupo determinado de alumnos. La decisión final sobre la vuelta a clases presenciales las tomarán cada gobernador.

Los ministros llegan a esta reunión luego de haber mantenido dos encuentros, el primero fue el martes en el que se inició el debate sobre la adecuación a cada provincia de los índices sobre la base de una guía elaborada por el Ministerio de Salud de la Nación.

Esa guía será la base sobre la cual se elaborarán los índices que copiarán los difundidos por la CDC de los Estados Unidos, adaptados a la realidad local.

En tanto este miércoles los equipos de salud de cada una de las provincias, se reunieron con los de Nación para «analizar las variables existentes en cada jurisdicción en torno a la aplicación de estos índices para saber que elementos tomar que se adecuen a sus realidades», detallaron los voceros.

La idea de que se califique a una provincia con riesgo alto no se autorizaría la vuelta a clases presenciales, riesgo medio sólo en algunas escuelas y riesgo bajo la vuelta progresiva a las aulas.

En la reunión con los epidemiólogos de cada una de las provincias se busco establecer una «radiografía completa de cada provincia» en el que se incluyó un cuestionario con detalles cualitativos y cuantitativos sobre la eventual respuesta ante un brote de coronavirus.

En este aspecto se reflejaron detalles de densidad poblacional, infraestructura edilicia de las escuelas y capacidad de respuestas del sistema sanitario y educativo en cada una de las provincias ante un eventual brote por la apertura de las escuelas.

Esta radiografía pretende determinar tres niveles de guías, alto, media y bajo, ya que dos provincias distintas «pueden tener un nivel bajo de circulación cero una capacidad de respuesta distinta, tanto educativa como sanitario, frente a un eventual brote».

«Buscamos establecer el grado de actuación que tendrá cada provincia pero la decisión final sobre la apertura de las escuelas la toma cada gobernador y, en esa decisión, se hace responsable ante un eventual brote que surja por la apertura de la escuelas» . dijeron las fuentes.

El ministro de Educación, Nicolás Trotta, propuso que este jueves «se pueda votar y construir consensos».

«Hubo un consenso en establecer un indicador objetivo que marque y permita dar claridad en la toma de decisión, que es parte de la respuesta importante que tiene que dar el sistema educativo», añadió Trotta en declaraciones a radio Mitre.

Según explicó, se trata de «un indicador que establece poco riesgo, riesgo intermedio o riesgo alto y tiene distintas variables: una relacionada a los contagios en los últimos 14 días comparados a los 14 días anteriores; qué tipo de circulación hay, si es comunitaria o son casos importados; y el estado de respuesta del sistema sanitario».

«El índice va a permitir mayor claridad, que va a estar atada a las condiciones para el regreso, ya que es un proceso que puede también tener idas y venidas», advirtió.

En tanto, Trotta aclaró que «no se está discutiendo la vuelta a clases en la Ciudad de Buenos Aires, ya que no están dadas las condiciones».

«Lo que plantea el Gobierno porteño son actividades de revinculación socioeducativas. Lo que se está discutiendo es para actividades que se pueden hacer con riesgo medio; si la Ciudad logra cumplir con ese índice se van a poder desplegar para los 6.500 chicos desvinculados y para los que están terminando el primario y secundario», explicó.

Preocupación entre los docentes por la falta de recursos de los alumnos para la educación virtual

Con  la pandemia se evidenciaron los problemas referidos a la falta de recursos informáticos de los alumnos de la provincia, ya que muchos no cuentan con computadoras o teléfonos para poder acceder a las clases virtuales. Tampoco todos cuentan con un fácil acceso a internet.

Además, continúan los reclamos del sector docente por la falta de un acuerdo salarial.

“Observamos con mucha preocupación que el sueldo está muy por debajo de la canasta básica”, dijo Cynthia Cepeda, docente integrante de la Agrupación de docentes fueguinos “La Roja”.

Y explicó que “en febrero se decidió comenzar las clases, se había llegado a un acuerdo y se aceptó un aumento del 20%, que llevó el cargo a $30 mil, con el compromiso de discutir la cuestión salarial en mayo o en agoto, pero esto no se cumplió. Recién este mes, en septiembre, nos pagaron la primera cuota de marzo, de lo que nos deben del acuerdo. Los meses que nos adeudan los van a seguir pagando en cuotas”.

Y agregó que “desde el gobierno se dijo que nos iban a pagar material didáctico e internet, pero tampoco lo pagaron. Dijeron que lo iban a pagar todo junto y tampoco hemos sido informados. Esto de material didáctico e internet no alcanza, con $2000 no pagamos internet”.

En cuanto al cambio de modalidad durante la pandemia, la docente señaló que “hubo distintas formas de llevar a cabo las clases virtuales, algunos han optado por clases por zoom, pero vemos que hay una baja participación de las familias porque muchos no tienen acceso a internet o computadoras para poder conectarse”.

“Los estudiantes tampoco cuentan con un apoyo. Los que estamos dentro del aula sabemos que los alumnos requieren un acompañamiento que tampoco tienen en las clases virtuales”, dijo.

“Propusimos que desde el gobierno se vea esto y se les facilite a las familias netbooks y la posibilidad de acceder a internet. Porque aquí se ve la brecha que hay”, concluyó.

Educacion : este año no habra alumnos repitientes y en TDF no hay fecha cierta para la vuelta a clases presenciales.

El Consejo Federal de Educación, que reúne a los ministros de todas las provincias, aprobó el marco general del régimen de promoción para los alumnos de la sala de cinco años del nivel inicial, último grado del primario y último año del secundario, en el contexto de suspensión de clases por la pandemia de coronavirus. 
En declaraciones a FM La Isla, la la ministra de Educación provincial, Analía Cubino, explicó que durante el encuentro “se definió a nivel federal que todas las provincias vamos a estar cubiertas con la misma normativa para que 2020 y 2021 constituyan una sola unidad pedagógica, y esto significa que todo lo que se ha cursado este año, de la manera que pudo cada estudiante, son contenidos que van a ser reconocidos y las instituciones van a trabajar para acreditarlo”. 
“Son dos ciclos lectivos que van a configurar un gran ciclo, es decir una unidad pedagógica para 2020-2021, todos los chicos que están cursando este año, el próximo van a acreditar los dos ciclos en distintas instancias, por lo que la promoción no va a ser automática y no es que de este año pasan al siguiente y nos olvidamos”, explicó. 
En ese sentido, la funcionaria mencionó que “los chicos que están terminando la secundaria son los que vamos a priorizar con una estrategia distinta para la promoción, y va a tener que ver con un trayecto curricular específico y que van a terminar el 30 de abril del año que viene”. “Vamos a tener un trayecto curricular de finalización de nivel secundario, vamos a continuar con todas las estrategias que se puedan y en febrero vamos a volver a una estrategia que las provincias vamos a plantear, que quizás pueda tener días en la escuela o días de práctica, en el caso de las escuelas técnicas, y que les va a dar un tiempo más a estos chicos y chicas del último año de la secundaria, que van a tener hasta abril para poder acreditar y terminar”, agregó. 
Además, la funcionaria señaló que en el caso de los estudiantes que deban materias “se analizará caso por caso y en esto habrá un gran trabajado de los equipos directivos para poder acompañar cada trayectoria escolar”. 
El retorno a las aulas: Durante el regreso paulatino a las escuelas, que en Tierra del Fuego no tiene aún fecha cierta, el Consejo Federal acordó que convivirán tres formas de transitar la educación: presencial, no presencial y combinada. Para los alumnos del último grado del primario, “la formación se extenderá hasta marzo del 2021 y la evaluación final de los aprendizajes se hará en los meses de diciembre de este año y en marzo del 2021”. 
El CFE aprobó para este nivel que los alumnos que no alcancen los logros establecidos en la evaluación de marzo del 2021 “pasarán al nivel secundario bajo la figura de promoción acompañada”, lo que implica que recibirán enseñanza complementaria a lo largo del 2021. Para los estudiantes del último año del secundario, se reorganizarán los aprendizajes bajo la figura de “Trayecto Curricular de Finalización del Nivel Secundario 2020”, el que tendrá aprobación obligatoria. 
En este caso, de acuerdo al documento aprobado por la CFE, habrá evaluaciones en los meses de diciembre de este año, marzo y abril del 2021, mientras que los espacios de formación “se ofrecerán como mínimo durante el mes de febrero del 2021”. “Hemos logrado generar los consensos federales en torno a las respuestas que requieren los desafíos pedagógicos que tendremos que afrontar en el corto y mediano plazo. 
El Ministerio de Educación destacó, a través de un comunicado, que, tal como se había anunciado, el año 2020 se integrará al 2021 como un solo bloque de Unidad Pedagógica en el que se reorganizarán los contenidos. Respecto a cómo serán las evaluaciones o acreditación de saberes, el CFE determinó que “podrá ser expresada en informes descriptivos y conceptuales para que cada jurisdicción decida cuándo y con qué finalidad repone el uso de escalas de calificaciones”. 
Por otro lado, también se aprobaron los lineamientos generales del Programa “Acompañar: Puentes de Igualdad”, cuyo objetivo será facilitar la reanudación de trayectorias escolares que hayan sido interrumpidas por la pandemia del coronavirus, que agravó las desigualdades del sistema El programa busca además “alentar y propiciar la continuidad en los estudios de todas las y los estudiantes, en todos los niveles del sistema”. 
Otro punto aprobado en el CFE fue el marco federal de las orientaciones curriculares 2020-2021. En este aspecto se reorganizarán los contenidos en base a la organización que tengan las provincias , con el objetivo de lograr un “reordenamiento temporal de mayor alcance al año calendario o año escolar”.

El Ministro de Educacion, indico recien cuando haya una vacuna, volveran todos los alumnos a clases.

El ministro de Educación, Nicolás Trotta, afirmó que “el año no está perdido” y adelantó que “el regreso a clases va a ser complejo”. “No vamos a poder volver todos hasta que no haya una vacuna” Trotta, aseguró que, pese a los cuatro meses de clases a distancia por la pandemia de coronavirus Covid-19, “el año no está perdido”, aunque adelantó que desde su cartera hay “incertidumbre” sobre la posibilidad de retornar al periodo lectivo con la modalidad presencial diaria desde el mes de marzo de 2021. 
“El regreso a las clases va a ser complejo en el marco de una pandemia”, manifestó el funcionario que remarcó el trabajo en conjunto y colaborativo con todas las provincias y la comunidad educativa para llevar adelante un plan que aborde “lo epidemiológico y sanitario y lo relacionado a la garantía de los saberes”. 
“Tenemos que rediseñar la promoción del ciclo lectivo 2020, que, por supuesto, no va a implicar la promoción de todo el año”, volvió a subrayar Trotta tal cual lo hiciera hace dos días en una entrevista radial A modo de proyección, advirtió que habrá “uno, dos o tres años porque hay incertidumbre sobre el momento de resolución de la pandemia y la recuperación de la normalidad en las aulas” y, como consecuencia, los años serán “extraordinarios”. 
“Vamos a tener años extraordinarios: un niño que el año que viene hace quinto grado, seguramente tenga contenidos de cuarto, también. Y eso nos va a llevar algunos años de articulación hasta garantizar todos los aprendizajes”, enfatizó el ministro. 
En ese sentido, puntualizó: “Tenemos incertidumbre si vamos a poder hacer clases diarias a partir de marzo del año que viene”. 
Asimismo, consideró que “el año no está perdido” y destacó el “esfuerzo que están haciendo los chicos en casa y los maestros a la distancia” en una “Argentina muy desigual”. 
“Lo más responsable que tenemos que hacer nosotros es garantizar el aprendizaje y que la promoción sea sobre lo saberes que realmente adquieran los chicos dentro del aula en una Argentina enorme en donde el regreso va a ser distinto según la realidad epidemiológica”, apuntó.

Así será el regreso a clases: tapabocas desde 1º grado, grupos rotativos y distancia de 2 metros

En grupos rotativos, con tapabocas desde primer grado, escalonado y sin aglomeraciones en los recreos, así será el regreso a clases que, aún sin fecha, fue acordado por los ministerios de Educación de la Nación y las provincias, según se informó este domingo en el reporte diario sobre coronavirus.

El anuncio fue realizado por Diego Golombek, director del Instituto Nacional de Educación Tecnológica, quien reconoció que “claramente las aulas ya no serán las mismas”.

“No tenemos ninguna certidumbre respecto al cuándo va a haber un regreso a las clases presenciales, si debemos estar muy preparados para que esto sea escalonado y obviamente seguro”, dijo Golombek.

Entre las medidas acordadas por todos los ministerios junto con especialistas de la cartera de Salud, están el distanciamiento de dos metros entre los alumnos en los lugares comunes y de un metro y medio dentro de las aulas; tapabocas obligatorio desde primer grado; evitar las aglomeraciones en la entrada y salida de los colegios; limpieza y ventilación frecuentes de las aulas; y protocolos de higienización y limpieza para el personal docente, no docente y capacitación para los directivos y las familias.

En cuanto a los espacios comunes, como patios, comedores o baños, el protocolo determina que también estarán limitados “en cuanto al distanciamiento físico y en cuanto al tiempo que se pueda pasar en cada uno de ellos”, señaló Golombek.

Durante el reporte que cada día brinda el Ministerio de Salud sobre la situación del coronavirus en el país, Golombek, biólogo e investigador del Conicet, señaló que el regreso a las aulas “va a estar dado por las condiciones sanitarias y epidemiológicas y eso está cambiando de momento a momento”.

Y recordó que “el cómo (será el regreso) es responsabilidad del ministerio de Educación”. En ese sentido, explicó como es el protocolo que fue acordado por un consejo asesor conformado por los ministros de todas las provincias, representantes gremiales, rectores, especialistas en epidemiología, higiene y salud, y representantes de los alumnos.

La primera parte de ese protocolo consiste en preparar las aulas para el regreso a las clases presenciales y adelantó que ninguna institución educativa podrá abrir hasta tanto no estén aseguradas esas medidas y cuenten con acceso al agua, jabón, alcohol en gel y productos de desinfección.

“La reapertura va a ser un proceso escalonado y esta preparación implica adecuar las instalaciones de los institutos educativos, tanto de la educación obligatoria como de los institutos superiores y universidades nacionales y privadas”, precisó.

Los horarios, adelantó el científico, serán escalonados y todavía se está trabajando con el Ministerio de Transporte para determinar la mejor hora para el ingreso y salida y así evitar aglomeraciones.

En cuanto a estas medidas, Golombek señaló que “son obligaciones mínimas que se tienen que cumplir, es un piso de aplicación obligatoria sin lo cual no se pueden abrir escuelas”. A partir de ese piso obligatorio “cada jurisdicción podrá emitir los lineamientos adicionales e incluso cada escuela, cada universidad puede tener un reglamento propio”.

“Este distanciamiento nos obliga obviamente a que haya muchos menos alumnos y alumnas en las aulas. Esto implica que no todos los chicos y las chicas van a ir regularmente sino que va a haber un espaciamiento en el regreso a las aulas y esto va a depender de cada provincia y cada institución”, sostuvo Golombek aunque aclaró que cada jurisdicción podrá evaluar cuál será la mejor opción “día por medio, semana por medio, distintos escalonamientos que van a ser determinados por cada jurisdicción”.

Sobre el momento en que se producirá el regreso a las aulas, adelantó que será una decisión de la autoridad sanitaria tomada en consenso entre Nación y provincias.

El protocolo fue aprobado de forma unánime por Consejo Federal de Educación, el Consejo Interuniversitario Nacional, y el Consejo de Rectores de Universidades Privadas.

Aprobaron protocolos para la continuidad de las clases en universidades públicas y privadas

Las universidades públicas y privadas aprobaron este martes el protocolo marco que deberán seguir para continuar el calendario académico que incluye la continuidad de la alternancia entre clases a distancia y presenciales, las cuales será determinadas por cada Universidad o Facultad según la cantidad de estudiantes, docentes, no docentes, investigadores y tamaño de los edificios.

El ministro de Educación Nicolás Trotta destacó que “la decisión del regreso físico a las aulas será tomada por cada rector y rectora una vez que la situación epidemiológica de cada región así lo permita y se garanticen las condiciones sanitarias establecidas en los protocolos”.

Por su parte, el secretario de Políticas Universitarias, Jaime Perczyk aseguró que se logró “preservar la salud de nuestras y nuestros estudiantes y docentes al momento de suspender la presencialidad”.

“También, logramos sostener el derecho a la educación pudiendo brindar un primer cuatrimestre en el que las y los jóvenes universitarios han accedido a clases virtuales y además, garantizamos la calidad académica para 2.200.000 de alumnas y alumnos”, indicó.

Las 57 universidades públicas y las privadas continuarán las clases en forma virtual iniciadas a partir de marzo o abril pasados, y sólo se suspendieron las clases presenciales en algunas carreras que requerían en forma necesaria la presencia de los estudiantes.

Ahora será cada universidad y facultad las que determinen de que manera se integran esas clases presenciales.

Los protocolos determinan que cada universidad y facultad evaluarán la necesidad de que los estudiantes rindan exámenes presenciales en función de las recomendaciones sanitarias que haya en cada localidad o región del país.

Además se estableció quien se autorizará el ingreso a cada facultad “sólo para las actividades programadas” mientras que habrá un “regreso escalonado a las actividades de investigación y extensión que no hayan sido consideradas esenciales durante la cuarentena, en particular las relacionadas con los trabajos de finalización de carreras de grado y posgrado”.
 

La decisión del regreso físico a las aulas será tomada por cada rector y rectora una vez que la situación epidemiológica de cada región así lo permita y se garanticen las condiciones sanitarias establecidas en los protocolos”

NICOLÁS TROTTA



Cada universidad deberá ocuparse de “acondicionar los espacios para asegurar el distanciamiento mínimo (1,5 metros) entre las personas” y deberán definir “un espacio para aislar a estudiantes y trabajadores en caso que presenten síntomas de coronavirus”.

También será cada universidad y facultad las que deberán determinar “los protocolos de ingreso y egreso asegurando que no haya aglomeraciones de personas y que se mantenga en todos los casos el distanciamiento mínimo”.

En cuanto al transporte se promoverá la utilización de la bicicleta o ir caminando para viajes cortos y a los que van en auto se los capacitará para desinfectar su vehículos.

Dentro de los edificios, todos los estudiantes y docentes deberán utilizar barbijos y se determinarán “circuitos de tránsito” para permitir la circulación y evitar aglomeraciones.

A diferencia de los protocolos para la escuela primaria y secundaria, a todos los ingresantes se les tomará la temperatura y si la misma es superior a 37,5 grados no podrán entrar a la facultad.

En cuanto a la infraestructura edilicia, deberá asegurarse la ventilación , demarcación de áreas de trabajo mapa de circulación de estudiantes, docentes, investigadores, extensionistas y no docentes y la señalética como herramienta comunicativa, con un distanciamiento en pasillos y otros espacios de dos metros

Cada universidad deberá determinar también “el número máximo de personas que podrán permanecer en un lugar determinado” y tendrán que “flexibilizar y establecer nuevos horarios y jornadas o turnos académicos para evitar aglomeraciones”.

En caso de detectarse un caso sospechosos de coronavirus, se suspenderán las actividades por un día para desinfectar y, si los estudiantes, conformaron grupos alternados para asistir a las cursadas, cada grupo no deberá mezclarse ni en las aulas ni en los pasillos.

En tanto, el grupo en el cual haya aparecido el caso sospechoso, “no deberá asistir a clases presenciales hasta que se confirme o descarte la presencia de coronavirus”, mientras si el docente mantuvo la distancia adecuada con el grupo afectado podrá seguir dando clases.

Además, el estudiante que haya tenido contacto con otro/a que fue categorizado como contacto estrecho por la cercanía con uno de sus familiares “no debe guardar ningún aislamiento y podrá seguir asistiendo a clases”.